Un nuevo año, una nueva vida

PaoloMe gusta creer que cada año trae consigo cientos de aventuras que iremos descubriendo poco a poco. Me encanta la idea de pensar que cada año será mucho mejor que el anterior, en el que lloraré, reiré, creceré, maduraré. Trato de ser más positiva que el año anterior sin dejar atrás una realidad que es imposible de desvanecer. Amo aplicar la frase “todo ocurre por algo”, así que con esa mentalidad me dispongo a comprometerme a regalarles artículos que lean y digan “Wow, que chévere esta información”, “oh, que bien, esto lo necesitaba”, “vaya, que interesante, no lo sabía, lo pondré en práctica”, “es muy bueno, lo intentaré”. Así tal cual.

En esta ocasión quiero contarte los planes que tengo para este nuevo año, cada deseo y anhelo que espero poder cumplir junto con mi hijo, quizás alguno de ellos es el mismo que alguno tuyo o, quizá no se te había ocurrido alguno y se te antojó.

Mi hermana hace poco se fue a vivir a Bogotá, empezará a trabajar en un nuevo proyecto para ella, a hacer realidad su vida como periodista deportiva, así que uno de mis deseos es poder ir a en junio-julio a Bogotá para llevar al niño, así “mato dos pájaros de un tiro”, lo llevo de viaje y visitamos a su “tía gorda” (no es gorda, pero mi mamá le dice así y él se copió).

Quiero que me vaya muy bien académicamente para poder sobresalir, tener un excelente perfil en la universidad de manera que los profesores puedan recomendarme más adelante para las prácticas y las pasantías.

Quiero llevar a Paolo de viaje, adicional al que espero poder realizar a Bogotá, espero poder llevarlo a pueblos que visité hace tiempo y me enamoraron, Barichara, Villa de Leyva, San Gil, alguno de ellos sería una muy buena idea.

Espero poder llevar al niño más seguido a los parques, quiero que conozca bebés de su edad para que vaya entablando relaciones de amistad desde muy pequeño, que empiece a relacionarse de manera correcta.

También quiero que seamos sumamente felices tratando de superar cada obstáculo que traiga este 2020.

A pesar de estar tan pequeño, me encantaría poder llevarlo a un desfile de estos carnavales, es carnavalero y merece ir a bailar.

Quiero inculcarle el amor por la naturaleza, el de los animales ya lo tiene.Paolo

Pero, quiero decirles algo más. Sí, nuestros hijos son el centro de nuestro mundo, son nuestra mayor adoración y razón de nuestro ser, pero también estamos nosotros, como mamás y papás, merecemos darnos tiempo para cuidarnos.

Así que para mí, quiero entrar al gimnasio, tratar de disminuir el consumo de la Coca Cola (soy adicta a ella), poder salir un poco más, como ir a merendar con una amiga, hasta de pronto salir a bailar una noche.

Para quienes me leen que tienen sus parejas, salgan de vez en cuando, una cena, un corto viaje por un fin de semana, una ida a bailar, hasta una noche en un hotel para descansar, no dejes a un lado su relación de pareja, es algo sumamente importante.

Como siempre les he dicho en mis artículos, mucha suerte y mucha paciencia, es la clave del éxito.

Adicional, quiero desearles un Feliz Año, cargado de muchas aventuras para sus pequeños.

Mariana Mejía
Escrito por:
Mariana Mejía

Mamá Bloguera.

Web →

[si_rating_review]
Visítanos en WWW.OFFCORSS.COM

Déjanos tu comentario aquí

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *